viernes, 19 de junio de 2015

78. Camila

Este día voy a compartirles de un proyecto emprendedor que parte de la ilusión de una querida amiga que quiere cambiar el mundo  empresarial de un mordisco.

Se trata de Camila, una chica que conocí cuando apenas y era una niña de 10 años.
Aventurera, apasionada, con un alto sentido de responsabilidad y cargada de buen humor se animo a estudiar en la Academia de Alta Comida Le Bouquet, su tremendo compromiso por todo aquello que emprende le hizo destacarse de entre sus compañeros, haciendo casi imperceptible su discapacidad auditiva.
A Camila la sordera nunca ha sido un obstaculo, ya que gracias al apoyo de toda su familia, de la iglesia a la que asiste y su carismática personalidad, se ve a ella misma como una chica que tiene mucho que aportar en su entorno y comunidad. Tanto así, que trabajó como presentadora de televisión en un programa infantil enseñando señas.

Ahora ella estudia Diseño Industrial con el fin de poder perfeccionar su arte culinario, pero también hacer rentable el concepto que quiere para su proyecto: Abrir su restaurante café.
Firma comercial de Camila


Cake Land, quiere ser una puerta abierta para sus homólogos chef sordos, pero también para todo aquel que quiere realizar relaciones comerciales y que creen en la inclusión social generando empleos dignos para personas con discapacidad.


Pero tu me dirás, "Ok!, me interesa, pero no sé hablar en señas". No te preocupes, puedes hacerlo a través de texto en su pagina de Facebook o por whasapp. Y si ya quieres hacer un trato personalizado, tranquila, Camila lleva a su interprete de señas a español y asunto resuelto. Además vale mencionar que habla el español muy bien, y aunque no oye tu voz, lee tus labios.


Actualmente  Cake Land inicia con su servicio de postres a domicilio, aprovechando un poco la fiesta del día del padre, el día del maestro, el día del empresario, y tanta fiesta se nos ocurra inventar para excusarnos con un pedazo de pastel.



Éxitos preciosa, ha seguir haciendo las cosas con el corazón en la mano.







Si te ha gustado algo y quieres contactarme puedes hacerlo a través de mi correo EVdeDuran@gmail.com

miércoles, 22 de abril de 2015

77. El Conacaste

Si me pidieran describir a mis padres, tengo dos imágenes en mi mente, un Conacaste (así lo llaman en mi región) y un pescador.


Un Conacaste, como lo describe el Salmo 1, junto a corrientes de agua, que da su fruto a su tiempo, y todo lo que hace prospera. 

Un Conacaste con sus inmensas raíces que a lo mejor e igualan la copa formada por sus ramas extendidas y frondosas. Esas ramas que dan cobertura no solo a los que deciden hacer un rancho junto a él, sino que tambien anida pajaros, y tanto animal del campo se te ocurra.


Ese Conacaste que le da trabajo al que lo necesita, que da sombra y da vida, que da madera de la buena, y no se cansa jamás de dar.

woodpops

Sí, mi padres son como el Conacaste, que no solo le ha dado cobertura a mi vida, sino a la de mis hijas, a la vida de muchas personas que deciden refugiarse, que deciden aprender a ser Conacastes.

Salir de sus ramas me asusta, y pues como que no, si con ellos lo tengo todo a mis ojos, pero me digo a mi misma, o zanate o Conacaste. 


Mi nombre significa "árbol", entonces estoy destinada a ser como ellos, como ese árbol junto a las corrientes de agua, necesito distanciarme, salir de sus ramas y caer en buena tierra, o luchar para que poco a poco sea buena, y que mis hijas encuentren sombra, refugio, frescura, seguridad.

Tenemos la oportunidad de mudarnos, un cúmulo de emociones hay en mi interior. Alegría, nervios, temor, ansiedad, independencia, al fin independencia cargada de responsabilidad... en fin, tantas cosas, que por un momento anhele, y ya luego guarde pero jamás renuncié.

Así que, poco a poco las cosas van tomando forma, nos vamos acomodando a la idea de hacer nuestro nido, como los nidos de tortolitos salvadoreños, que empiezan con ramitas de conacaste, con semillas, con lo básico, pero nuestro nidito.



Una acción de gracias para agregar a la lista, y ahora me toca a a mi, nos toca a nosotros ser los Conacastes de nuestras hijas. Tremenda responsabilidad amigas, ser Conacastes a lo Salmos uno.

Mis padres


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...